PANORAMA DE LA ENERGÍA EÓLICA EN EL MUNDO

La capacidad mundial de energía eólica alcanzó los 744 GW al cierre de 2020. Durante el año pasado se agregaron 93 nuevos GW (50% más que 2019). En total, esta energía renovable aporta el 7% de la demanda global de energía.


La Asociación Mundial de Energía Eólica (WWEA por sus siglas en inglés) y el Global Wind Energy Council (Consejo Mundial de Energía Eólica) presentaron recientemente sus reportes anuales sobre el panorama mundial de la energía eólica.


De allí se desprende que en la actualidad se producen 744 GW provenientes de la energía eólica y que alcanzan a cubrir al menos el 7% de la demanda global de electricidad. Asimismo, se estima que en 2020 se agregaron 93 nuevos GW que significa un 50% más que 2019 y que tiene a China, Estados Unidos y Rusia como países protagonistas porque lograron sus propios récords en capacidad eólica instalada. Por su parte en Europa se reportó un crecimiento modesto, debido a la falta de mano de obra resultante del confinamiento por la pandemia.


Gran parte del crecimiento global se debe a China, que instaló alrededor de 52 GW en tan sólo 12 meses y se traduce en una participación del 56% del mercado internacional de la energía generada por el viento. En consecuencia, hoy China dispone de 289 GW en su territorio, el 39% del total en el mundo.


Por su parte, Estados Unidos contribuyó en 2020 con la construcción de 17 GW, un nuevo récord y su capacidad a nivel nación en energía eólica se elevó a los 122 GW, situación que lo ubica como el segundo país con más capacidad instalada.


Asimismo, Rusia se convirtió en un país determinante en materia de energía eólica: triplicó su potencial eólico de 312 MW a poco más de 1 GW y avanzó del puesto 59 de 2019 al 37 dentro del sector a escala internacional. En tanto, la asociación señala que no hubo cambios significativos dentro del Top Ten de naciones con mayor capacidad eólica instalada. Brasil subió de la octava a la séptima posición (desplazando a Francia), con un volumen de mercado de 2.5 GW para un total de 18 GW.


La situación en América latina


Aunque América Latina no está entre los territorios que generan más energía eólica en el mundo, el año pasado mostró un crecimiento más o menos sostenido: Brasil ya logró colarse entre EEUU y China en nuevos proyectos eólicos al tiempo que Chile y Colombia tienen en carpeta varios proyectos.


América Latina aún está lejos de los primeros lugares en generación de energía eólica pero en 2020 supo concentrar el 5% de la nueva capacidad instalada. La región mantuvo el cuarto lugar mundial en ese ranking, liderado con holgura por la región de Asia Pacífico, que gracias a China concentra el 60% del mercado eólico mundial, y seguido por América del Norte con 18,4% y Europa con 15,9%.


Y más allá de que los países latinoamericanos solo experimentaron un crecimiento de 1% en cuanto a su generación eólica entre 2019 y 2020 (algo que Europa, África y Medio Oriente no consiguieron), la región tiene algunos casos que bien merecen la atención de los expertos del sector.


Uno de esos casos es el de Brasil, que se consolida en el tercer puesto de los países que instalaron más capacidad de generación nueva en 2020. En efecto, el 3% de toda la nueva capacidad de generación eólica se instaló en el país sudamericano. El crecimiento brasileño es explicado fundamentalmente por la proliferación de proyectos privados de energía eólica, alentados por los precios competitivos que este tipo de energía tiene en América Latina con respecto a otras fuentes.


La capacidad total de generación de energía eólica aún no ubica a Brasil entre los primeros en el mundo pero sí le asigna un lugar de relevancia. En 2020, Brasil generó el 3% de toda la energía eólica generada en el mundo en instalaciones onshore, es decir, en plataformas continentales. Ese desempeño le permitió ubicarse en el top ten mundial y muy cerca de España, que produjo el 4% del total y detrás de India, Alemania, Estados Unidos y China.


Delfina Wind farm - Brazil


Brasil, a su vez, lidera ampliamente el mercado latinoamericano de generación de energía eólica, con una ventaja considerable sobre sus escoltas México, Chile y Argentina. A finales de 2020 Brasil alcanzó una capacidad de generación total de 17.750 MW (megawatts). México, el segundo en el ranking regional, totalizó 6.789 MW, al tiempo que Chile se ubicó en el tercer puesto con 2.829 MW. Muy cerca, en cuarto lugar, está Argentina, que en 2020 tuvo capacidad para generar 2.618 MW de energía a partir del viento.


Igual que sucede a nivel mundial, el dato de capacidad de generación que agregaron los países durante 2020 permite dimensionar la velocidad con que la energía eólica avanza en algunos países. Si bien Chile mantiene el tercer puesto en capacidad total, Argentina logró ponerse casi a tiro luego de un 2020 en el que añadió una importante capacidad de generación, superando a todos menos a Brasil. (Brasil: 2.297 MW, Argentina: 1.014 MW, Chile: 684 MW, México: 574 MW y otros países de América Latina: 823 MW).


Parque Eólico Reynosa - México


Las buenas perspectivas hacen que los expertos mundiales en energía eólica prevean que América Latina volverá a batir un récord de generación instalada en 2021. Ese crecimiento seguirá liderado ampliamente por Brasil pero tendrá contribuciones importantes de Chile, México y Argentina. Colombia, según se prevé, se consolidará en el quinto lugar de los productores eólicos latinoamericanos. Asimismo, se prevé que el sector eólico mantenga crecimientos en 2021 y 2022 con la captación del 6% de la nueva capacidad de generación del mundo.

199 views